ABROCHATE PORQUE ALGUIEN TE QUIERE

ABROCHATE PORQUE ALGUIEN TE QUIERE

Austin- Los esfuerzos del Departamento de Transporte de Texas (TxDOT) para aumentar el uso del cinturón de seguridad entre conductores y pasajeros adolescentes entre 16 a 20 años con su campaña juvenil “Abroche o Pague” (Click it or Ticket Teen), han probado ser exitosos con un incremento del 9.1 por ciento en la cantidad de conductores adolescentes quienes utilizan su cinturón de seguridad en los cinco condados en los que la campaña se enfocó desde su lanzamiento el año pasado, de acuerdo a los reportes de la Asociación Nacional de Seguridad del Tráfico en Carreteras (NHTSA).

Oficiales de la ley están alentando a los jóvenes conductores y pasajeros de que se aseguren que ellos – y sus seres queridos – lleven puesto el cinturón de seguridad el 100 por ciento del tiempo, porque debes abrocharte porque alguien te quiere. Oficiales de la ley de diferentes departamentos saldrán con toda fuerza durante la Semana Nacional de la Seguridad de los Conductores Adolescentes (22-28 de febrero) para asegurar que pasajeros y conductores adolescentes se abrochen su cinturón de seguridad, aunque signifique darles una dosis de “amor firme”.

“Estamos orgullosos de los resultados hasta ahora, pero todavía tenemos mucho trabajo por hacer ya que en el 2008 casi el 50 por ciento de todas las víctimas de accidentes automovilísticos, entre los 16-20 años de edad, no tenían puesto el cinturón de seguridad durante el accidente”, dijo Carol T. Rawson, directora de la División de Operaciones de Tráfico para TxDOT. “Los adolescentes tienen que recordar que abrocharse el cinturón de seguridad no sólo puede salvar sus vidas, pero también las vidas de sus seres queridos”.

Existen conductores y pasajeros adolescentes que no siempre se abrochan el cinturón de seguridad – especialmente en el asiento de atrás de un vehículo. De acuerdo con la NHTSA, en promedio, niños y adolescentes en Texas entre 5 – 16 años de edad se abrochan el cinturón de seguridad menos del 30 por ciento cuando están en el asiento de atrás en comparación a casi 80 por ciento cuando están en el asiento delantero.

Consecuentemente, una nueva ley de tráfico se pasó el pasado septiembre en Texas, requiriendo a todos los ocupantes de un vehículo, incluyendo los pasajeros del asiento de atrás, que se abrochen el cinturón de seguridad – sin importar su edad.

Esta fase de “amor” de la campaña va a expandir el alcance del Departamento de Transporte presentando materiales interactivos como una tarjeta virtual de San Valentín y un juego de preguntas en la página de la campaña para adolescentes, www.seatbeltsrock.com

Los condados incluidos en esta campaña son Bexar, Dallas, Tarrant, Harris e Hidalgo, en donde la mayoría de los accidentes relacionados con el uso del cinturón de seguridad, han ocurrido.

Share